Close

Nutre tu espíritu (parte 1)

Te invito a buscar un tiempo cada día para leer la Biblia

Por Julia Harris

La buena nutrición es muy importante. En México, la obesidad que es causada por la mala nutrición, es muy elevada. Debido a esto, el virus Sars-cov-2 produjo tantos estragos en nuestro país.

En esta serie hablaremos de otro tipo de nutrición: la espiritual. El Señor Jesús dijo: “No solo de pan vivirá el hombre, sino de toda palabra que sale de la boca de Dios” (Mt. 4:4).

La buena nutrición espiritual se obtiene a través de la Palabra de Dios: la Biblia. Al igual que el cuerpo, si no nutres tu parte espiritual tendrás consecuencias. Entre otras: no tendrás paz, lo malo te dominará, serán problemáticas tus relaciones personales, tendrás miedos, depresión, etc.

Para tener una buena nutrición necesitas ser disciplinada y entrenarte para desarrollar tu ser interior que ha sido transformado por Cristo.

Te invito a buscar un tiempo cada día para leer la Biblia; empieza con porciones pequeñas. Pero no hagas trampa, por ejemplo, no solo leas libros acerca de la Biblia (como un devocional) pero sin abrir la Biblia y leer en ella la porción.

Otro peligro es el de leer la Biblia en el celular porque suceden muchas distracciones.

Decide practicar la disciplina espiritual de la lectura, el estudio y la memorización de la Sagradas Escrituras.

Así estarás bien nutrida.

Foto por Irais Téllez

Tal vez también te interese leer:

Nutre tu espíritu (parte 2)     (El cuerpo no es lo único que requiere nutrición)

Padre nuestro    (Esta oración es un nutriente)

Santificado sea tu nombre    (Ser pura es posible)

Venga tu reino   (¿Ya perteneces a ese Reino?)

Hágase tu voluntad    (¿Anhelas que se haga Su voluntad?)

El pan nuestro    (¿Te concede Dios todo lo que pides?)

Perdona nuestras deudas    (¿Perdonas a los que te ofenden?)

No nos metas en tentación    (¿Por qué te vence la tentación?)

Concluye el Padre nuestro    (Habla con tu Padre)